Modelo AIDA para cerrar más ventas

Cuando hablamos del modelo AIDA, nos referimos a las diferentes etapas por las que atraviesa el usuario desde que descubre nuestros producto o servicio hasta que finalmente hace la acción de compra.





Para que un cliente potencial termine realizando una compra, es necesario que el mensaje que transmitas cumpla con los siguientes puntos :


  1. Llame la atención,

  2. Genere interés

  3. El interés de transforme en deseo

  4. El deseo impulse a la acción de compra

En realidad, son estas mismas fases las que componen el acrónimo AIDA






Etapas del modelo AIDA en Marketing y ventas



Atención


La primera etapa es que el usuario reconozca que existes y eso se consigue llamando su Atención.


Conseguir la atención de los clientes no es tarea fácil en mundo saturado de publicidad y con cada vez más opciones en el mercado, pero es totalmente indispensable si queremos iniciar un proceso de compra.





Es en esta etapa donde entra en juego la importancia de conocer a tu target, conocer sus dolores, intereses y necesidades.


Interés


Cuando hemos conseguido captar la atención del consumidor debemos conseguir generar interés en él.


Esta es la segunda etapa. Aquí es donde se despierta una motivación de compra debido a diferentes motivos: oportunidad, ventajas respecto de la competencia, precio atractivo, promoción.





Deseo


Si hemos logrado despertar interés en el cliente, el siguiente paso en el modelo AIDA es provocar el deseo de compra del producto.


Nuestro producto o servicio tiene que ayudar a satisfacer sus necesidades, es decir ofrecerle la solución a su problema.





En este etapa, tienes que demostrar que lo que ofreces es la mejor opción para que el usuario cubra su necesidad. ¿Cómo lo puedes hacer? Aportándole información que agregue valor a tu marca y la haga única, por ejemplo, testimonios de clientes; casos de éxito o cualquier otra aportación que genere confianza a tus clientes potenciales.



Acción


Si hemos sido capaces de captar la atención del consumidor, generar interés y provocarle el deseo de compra. En este punto del embudo el cliente está convencido, es el momento de la llamada a la acción, conocida también como CTA (Call to Action).


Para que la llamada a la acción resulte más interesante, te recomendamos incorporar mensajes persuasivos que empujen al usuario a la acción.





Un buen ejemplo es el caso de Disney+ que incorpora a sus CTA palabras tan suculentas como GRATIS y AHORRAR.


Aplicar el modelo AIDA a tu estrategia de ventas te ayudará a incrementar tus conversiones, ya que saber captar la atención, generar interés y transformarlo en deseo es fundamental para que el usuario acabe finalizando con éxito el proceso de compra.




¿Necesitas ayuda para construir tu estrategia y aplicar el modelo AIDA? Ponte en contacto aquí


2 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo